El tiempo pasa

Mañana se cumplirán tres meses de mi estadía en Bogotá. Es raro lo rápido que pasa el tiempo. A medida que uno crece al parecer el tiempo pasa cada vez más rápido. El tiempo no para. Cuando era un niño el tiempo parecía eterno, los días parecían semanas, las semanas meses y los meses años. Ahora todo se ha revertido. Una amiga francesa me dijo que es una cuestión de relatividad. Al pasar cada vez mas tiempo en esta vida, cada unidad (ya sean meses o años) se vuelven relativamente más pequeños con respecto al total. Me pregunto que diría Albert Einstein de todo esto. Una vez escuché algo sobre la teoría de los agujeros negros de Stephen Hawking. Se dice que cuando nos acercamos a ellos el tiempo se va haciendo cada vez más lento en comparación con el exterior de éste. Si tal es el caso creo que me estoy alejando de un agujero negro. Tal vez sea algo positivo metafóricamente hablando. Tal vez cuando más nos alejamos de este agujero, más nos damos cuenta de lo efímero de los momentos. El otro día vi la segunda parte de la película Wallstreet. En ella, el personaje principal, el cínico Gordon Geeko, llega a una interesante conclusión luego de haber pasado recluido diez años de su vida: el activo más importante de nuestras vidas es el tiempo, no el dinero. El dinero los puedes ganar, el tiempo simplemente pasa y, al parecer, cada vez más rápido.

Creo que por eso decidí renunciar a mi trabajo en Argentina y partir hacia otro país para vivir aventuras. Viajar es una pasión que siempre he anhelado experimentar en su máximo esplendor. Y al parecer recién a mis treinta y dos años me he decidido a llevarla a cabo. También he decidido dedicarme a otra de mis pasiones: escribir. Tal vez por eso cree esta página, para narrar mis aventuras entre otras cosas. Me cansé de estar sentado en una oficina esperando que las cosas ocurran, dependiendo de alguien para trabajar y produciendo para el trabajo de otros. Supongo que haber venido hasta aquí fue un riesgo, pero el mayor riesgo en la vida es no arriesgarse.

¿Te gusto el artículo? ¿Lo odiaste tanto que te hizo vomitar? ¿Si fuese una comida lo comerías sin tragar?

DEJA TU COMENTARIO